Solo Consultas: 34 628 644 719
Envíos gratis a partir de 40 €

La actividad física genera sensaciones de energía y bienestar saludable, pero sobre todo contribuye a prevenir enfermedades como hipertensión arterial, osteoporosis, diabetes, etc.

Cuando se practica alguna actividad física el cuerpo libera una sustancia llamada endorfina, también conocida como “la hormona de la felicidad”, es por ello que produce:

• Un mejor dominio del cuerpo lo que proporciona mayor seguridad, confianza, autoestima, independencia y realización
• Ausencia de aburrimiento, tedio y cansancio
• Mayor concentración y motivación
• Reducción del estrés
• Mejor descanso y un sueño prolongado
• Buen estado de ánimo

La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que los niños deben destinar un mínimo de 60 minutos diarios a la realización de actividad física moderada y para los adultos, la sugerencia es dedicar 150 minutos semanales para practicar alguna actividad aeróbica con intensidad moderada.

El buen uso del tiempo libre es esencial para nuestra salud física y mental, es por eso que te recomendamos una actividad que sea atractiva y entretenida. Las posibilidades son amplias: puedes ir al gimnasio, correr, caminar, montar en bicicleta, jugar algún deporte o bailar. Y si no tienes tiempo, una buena opción podría ser practicar la pausa activa todos los días en el trabajo.

Recuerda que un buen descanso y una buena alimentación también contribuyen a mejorar tu rendimiento físico. Por eso, incorporar hábitos saludables a tu día a día te aportará bienestar y ayudará a mantener tu salud y vitalidad.

Según un estudio realizado en Estados Unidos, un 81% de los profesionales de la salud toman suplementos de multivitaminas y minerales ya que el estrés, la contaminación y la edad (que disminuye la absorción de los nutrientes) hacen que hasta la alimentación más sana y variada no garantice un aporte óptimo de todas las vitaminas, minerales, aminoácidos y ácidos grasos esenciales, además consumimos  demasiados alimentos y compuestos inhibidores como café, té, bebidas gaseosas, soja no fermentada y alcohol, que disminuyen la absorción de algunos nutrientes. Las primeras víctimas de esta hecatombe son el hierro, el cinc, el calcio y el ácido fólico. Además, el humo de tabaco, ya seamos fumadores activos o pasivos, destruye las vitaminas por eso la mayoría de las  veces un suplemento multivitamínico y multimineral es imprescindible tomarlo para aumentar nuestra salud como nuestra energía y bienestar!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies